Inteligencia social

Vivimos una era de grandes avances en el conocimiento de la inteligencia humana, antes tratada como un Cociente Intelectual1 que se obtenía en una prueba. Los seres humanos estamos “programados” para “conectarnos”, nuestro diseño nos hace ser sociales2.

Inteligencia y biofisiología cerebral

Howard Gardner en 1983 dio a conocer su modelo de las Inteligencias múltiples 3. Quería resaltar un número desconocido de capacidades humanas, inteligencias, subrayando que estas capacidades son tan fundamentales como las que tradicionalmente detecta el Cociente Intelectual.

Actualmente el equipo de Gardner identifica 12 tipos distintos:

  • Lingüístico-Verbal. Consiste en la dominación del lenguaje.
  • Lógico-Matemática. Capacidad de conceptualizar las relaciones lógicas entre las acciones o los símbolos.
  • Visual-espacial. Capacidad de reconocer objetos y hacerse una idea de sus características, sea como cuadros visuales.
  • Musical. Capacidad para poder producir una pieza musical.
  • Corporal-Kinestésica. Capacidad para coordinar movimientos corporales.
  • Intrapersonal. Habilidad de conocerse a uno mismo, por ejemplo sus sentimientos o pensamientos, etc.
  • Interpersonal. Es la habilidad para relacionarse y llevarse bien con otras personas.
  • Naturalista. Sensibilidad que muestran algunas personas hacia el mundo natural.
  • Emocional. Mezcla entre la interpersonal y la intrapersonal.
  • Existencial. Meditación de la existencia. Incluye el sentido de la vida y la muerte.
  • Creativa. Consiste en innovar y crear cosas nuevas.
  • Colaborativa. Capacidad de elegir la mejor opción para alcanzar una meta trabajando en equipo.

Es común hablar de nuestras memorias, que por comparación, sabemos son distintas. Hay quien recuerda con facilidad los números y hace cálculos complejos de memoria. Hay quien tiene memoria gráfica, recuerda las caras, y situaciones como si fueran fotografías, quien recuerda olores o sabores… Habilidades nativas que mejoran el aprendizaje y condicionan las demás, de forma que cada ser humano, por nuestra combinación de inteligencias y su desarrollo, somos una combinación única.

Doce años después Daniel Goleman con Inteligencia Emocional4 distinguía las relaciones entre la inteligencia racional y la inteligencia de las emociones apoyándose en su origen fisiológico.

El hecho de que el cerebro emocional sea muy anterior al racional y que éste sea una derivación de aquél, revela con claridad las auténticas relaciones existentes entre el pensamiento y el sentimiento. Las emociones producen reacciones rápidas cuya respuesta ha sido previamente aprendida. De esta forma en nuestros orígenes nos defendíamos de las amenazas que requerían una respuesta inmediata. Sabiendo como funcionan éstas, podemos obtener de cada ser humano, respuestas casi en el nivel instintivo animal, con la ventajosa diferencia de que podemos educar las emociones y elegir otras respuestas más eficaces.

La industria de la manipulación usa intensamente nuestra inteligencia emocional llevándonos a hacer cosas de las que después nos arrepentimos. Una buena educación de la inteligencia emocional incluye la prevención ante la manipulación, de forma que en lugar de la respuesta que se nos quiere inducir, demos una racional y mejorada, también rápida y más eficaz.

La comprensión de la inteligencia humana vinculada a su base fisiológica, ha puesto a la Neurociencia5 en el centro de muchas investigaciones:

  • La cognición (del latín cognoscere, ‘conocer’) es la facultad de un ser vivo para procesar información a partir de la percepción, el conocimiento adquirido (experiencia) y características subjetivas que permiten valorar la información. Consiste en procesos tales como el aprendizaje, el razonamiento, la atención, la memoria, la resolución de problemas, la toma de decisiones, los sentimientos. El ser humano tiene la capacidad de conocer con todos los procesos mencionados.
  • La conducta: El ser humano al vivir en la sociedad se ve en la necesidad de organizarse en todos los sentidos, creando estructuras sociales diversas y dinámicas, entidades estas como la forma propia que observa cada cultura para organizar su convivencia: familiar, trabajo, educación, gobierno, ciudad, etc. El ser humano es social por naturaleza, por lo que vive en grupo con otros individuos, con la intención de protegerse, ayudarse y cooperar en la realización de propósitos comunes; creando al mismo tiempo las condiciones dignas para el crecimiento y desarrollo de su comunidad, así como la realización personal de todos y cada uno de quienes componen dicho grupo

La tecnología combinada con psicología avanzada puede trabajar con nuestras emociones. Las técnicas de reconocimiento facial con aplicaciones basadas en inteligencia artificial ya están en las agendas de desarrollo aunque hoy nos producen más inquietud que confianza6

Inteligencia social

En el año 1996, Giacomo Rizzolatti con otros científicos identificaron las Neuronas Espejo, ligadas a la vida social y responsables de la empatía humana. Estas neuronas del individuo «reflejan» el comportamiento del otro, como si el observador estuviera realizando la acción. De allí su nombre de «espejo». Se encuentran en la circunvolución frontal inferior y la corteza parietal inferior, más tarde también las encontraron en las regiones involucradas en la visión y en la memoria.

La segunda parte del Trabajo de Daniel Goleman Inteligencia social. La nueva ciencia de las relaciones humanas (2006) es consecuencia del vínculo entre la inteligencia intrapersonal y la interpersonal a través de las emociones7.

En 1994 el desarrollo de internet y la cibercultura trajeron de la mano de Pierre Lévi una concepción de colaboración entre diferentes individuos, no homogeinizadora y tecnológica: la Inteligencia Colectiva en las sociedades basadas en el conocimiento8.

El factor social de la inteligencia que desarrolla Lévi ya lo había tratado Gardner en 1983 como Inteligencia Interpersonal. Un tipo de inteligencia cuya base fisiológica tiene  relación con el área de la corteza cerebral llamado lóbulo frontal donde se realiza la producción lingüística y oral, además de las funciones ejecutivas que manejan la conducta, atención, planificación, entre otros.

La expansión de internet ha dado muchas experiencias de inteligencia colectiva. Diferentes experimentos científicos demuestran que somos capaces de actuar colectivamente de forma transversal, condición propia del bien común, en determinadas circunstancias, sin necesidad de conocernos y afectando a cualquier tipología de personas. Un caso bastante representativo es lo sucedido con el 15M del que el Instituto de Biocomputación y Física de Sistemas Complejos (BIFI) de la Universidad de Zaragoza (UNIZAR *) nos ha dejado un vistoso estudio:

Desarrollo científico

La Psicología9, que recordamos casi automáticamente con «psicoanálisis», ha tenido gracias a estos avances una gran evolución, tiene cada vez menos que ver con procesos inconscientes y cada vez más con neurociencia, ciencia de la conducta y ciencia cognitiva.

Todos estos avances científicos en el conocimiento de la inteligencia humana, su base fisiológica y como funciona como hecho social, tienen consecuencias en muchos campos:

  1. En educación la memoria deja de ser el elemento central de la formación. Es posible personalizar la formación apoyándose en el tipo de inteligencia dominante en cada persona.
  2. En la economía que pone en valor el capital intelectual por encima de la productividad o los productos, y busca por ello la implicación, la colaboración y el liderazgo en la integración de equipos.
  3. En la concepción social del ser humano y del bien común.
  4. En la tecnología que desarrolla Inteligencias Artificiales con equipos multidisciplinares entre los que se encuentran psicólogos, expertos en sesgos cognitivos10.
  5. En la creación/innovación social basada en la colaboración, lo que se ha llamado el movimiento Crowd por su inicial Crowdsourcing11
  6. En la creación de una primera conciencia global.

La inteligencia colaborativa

«La inteligencia colaborativa (IC) supone una deliberación ordenada, facilitada por tecnologías sociales, que permite a un conjunto de personas crear un mejor conocimiento compartido y tomar decisiones, con mayores posibilidades de superar los retos y dificultades que plantean las distintas actividades humanas en un entorno cada vez más complejo y cambiante.» ICXCI (Innovation Center for Collaborative Intelligence)

El interés por conseguir la colaboración humana, en los procesos que requieren su implicación, ha llevado al desarrollo de procesos, métodos de aprendizaje, educación para la colaboración, que permiten su desarrollo como como una más de las inteligencias descritas por Gardner: depende de factores biológicos, de la vida personal y factores culturales e históricos. Hasta hoy los principales beneficiarios son las organizaciones económicas, con una concepción innovadora de las capacidades humanas como recurso, y la tecnología. Pero no hay nada que impida su extensión a todas las áreas de la vida social.

«La inteligencia colaborativa se ocupa de problemas donde la experiencia individual, y las diferentes interpretaciones de diversos expertos son críticos para la resolución de problemas…La inteligencia colaborativa también puede clasificarse de acuerdo al grado y tipo de colaboración que los individuos produzcan sobre el producto final… Esta nueva realidad  puede ser llevada a otros niveles y empezar proyectos de intercambio de conocimientos y capacidad de reflexión y empoderamiento, dando voz a mucha gente y potenciando la capacidad de creatividad y aprendizaje»12

La inteligencia colaborativa, al igual que la colectiva, han existido con modalidades distintas desde que el ser humano apareció en la tierra. La cultura digital está transformando a ambas: acelera y acerca estos procesos sociales de la inteligencia humana modificando su definición con la incorporación de las tecnologías que lo facilitan.

En la inteligencia colaborativa intervienen las emociones que motivan a cada persona, pero estas no controlan ni manipulan la voluntad humana. La diferencia entre la inteligencia emocional y la colaborativa es que en ésta somos conscientes de los objetivos que perseguimos, y por ellos colaboramos. La inteligencia emocional, que instintivamente moviliza a las personas, puede llevar a la colaboración colectiva si antes hemos aprendido esta respuesta.

    1. Es una forma de inteligencia social emergente que transforma la conducta social. Fue considerada inicialmente como una modalidad específica de la «inteligencia colectiva«, que se produce involuntariamente, tal como la definió Pierre Lévy en 1994.
    2. Es el fruto de la acción de muchos individuos que interactúan entre sí, para crear algo o solucionar algún problema, usando el conocimiento vivo que posee cada persona.
    3. La inteligencia colaborativa se produce en un flujo de intercambio de información, en el que las personas que participan, experimentan su evolución desde el estado de desconfianza, al de confianza. Transformar la desconfianza en confianza, superar los malentendidos, es el núcleo de la inteligencia conversacional13

Los activistas sociales conocemos la dificultad que supone conseguir la colaboración entre personas objetivamente afectadas por temas comunes. Es más sencillo con personas bien informadas, la correcta información es un factor objetivo, pero no suele ser el caso. Es muy común encontrarse con actitudes defensivas, conservadoras que temen cualquier movimiento en su estatus generando cierta desesperación entre quienes, más motivados, ven su necesidad.

Las primeras reacciones, las que trae la inteligencia emocional, pueden ser muy dispares. Como no hay una educación de la inteligencia emocional, se bloquean las posibilidades de la inteligencia colectiva y la acción racional.  Aprender a ser empáticos14 en la comunicación nos evitará muchos problemas.

Tras todas las reacciones y actitudes humanas está el conocimiento vivo de cada persona con el que no hemos aprendido a trabajar. Este incluye una educación sobre los bienes comunes, en muchos casos, dañina para su función social. El alcance, valor, ventajas o desventajas, los evalúa individualmente cada persona con sus conocimientos y capacidades.

Conseguir la colaboración, superando la desconfianza y las actitudes defensivas, es una capacidad que tenemos y podemos mejorar, una inteligencia, la inteligencia colaborativa. La tecnología permite usarla con mayor intensidad en herramientas de democracia electrónica y deliberación.

Con herramientas para la planificación distribuida y el ejercicio del poder, gobernar el bien común será mas sencillo si en la sociedad es habitual la inteligencia colaborativa, si se forma al ser humano en ella desde que viene al mundo. No depende de las herramientas, aunque ayuden, sino de nosotros mismos, de desarrollar nuestra inteligencia colaborativa.

Con este objetivo estratégico y ante la formación de una Conciencia Global, los movimientos globales tendrán mejores resultados aprendiendo a gestionar las emociones, aprendiendo a transferir a cada persona el conocimiento necesario y la educación sobre el bien común para impulsar la inteligencia social.

  Educación para la colaboración, Humanos relativos, Libre albedrío, Bien Común, Posición del Bien Común

 

  1. El cociente intelectual​ o coeficiente intelectual se obtenía dividiendo la edad mental de una persona (obtenida tras la realización de pruebas o test no estandarizados) entre su edad cronológica y multiplicando el resultado por 100. Sin embargo, en la segunda mitad del siglo XX este método fue sustituido por el diseño de pruebas estandarizadas que arrojaban directamente la puntuación de este estimador. – Wikipedia[]
  2. ‘La Inteligencia Social, en qué consiste’- en PsicoActiva[]
  3. «La inteligencia no es un conjunto unitario que agrupe diferentes capacidades específicas, sino una red de conjuntos autónomos, relativamente interrelacionados. Para Gardner el desarrollo de algún tipo de inteligencia depende de tres factores: Factor Biológico, factor de la vida personal y Factores culturales e históricos. Para Howard Gardner, la inteligencia es un potencial biopsicológico de procesamiento de información que se puede activar en uno o más marcos culturales para resolver problemas o crear productos que tienen valor para dichos marcos. De esta manera, desde esta perspectiva las inteligencias no son algo que se pueda ver o contar: son potenciales ―es de suponer que neurales― que se activan o no en función de los valores de una cultura determinada, de las oportunidades disponibles en esa cultura y de las decisiones tomadas por cada persona y/o su familia, sus enseñantes y otras personas.»- Howard Gardner – Wikipedia []
  4. «Las emociones son importantes para el ejercicio de la razón. Entre el sentir y el pensar, la emoción guía nuestras decisiones, trabajando con la mente racional y capacitando —o incapacitando— al pensamiento mismo. Del mismo modo, el cerebro pensante desempeña un papel fundamental en nuestras emociones, exceptuando aquellos momentos en los que las emociones se desbordan y el cerebro emocional asume por completo el control de la situación. En cierto modo, tenemos dos cerebros y dos clases diferentes de inteligencia: la inteligencia racional y la inteligencia emocional y nuestro funcionamiento vital está determinado por ambos.». Inteligencia emocional 1995 Goleman, Daniel (1996)Barcelona: Kairos – ISBN 978-84-7245-371-5.[]
  5. La neurociencia es un campo de la ciencia que estudia el sistema nervioso y todos sus aspectos; como podrían ser su estructura, función, desarrollo ontogenético y filogenético, bioquímica, farmacología y patología; y de cómo sus diferentes elementos interactúan, dando lugar a las bases biológicas de la cognición y la conducta.Wikipedia[]
  6. Los anunciantes, los gigantes tecnológicos y las fuerzas fronterizas están utilizando un software de seguimiento facial para controlar nuestros estados de ánimo, nos guste o no. La IA puede leer tus emociones. ¿Debería? The Guardian (en Inglés) []
  7. Listado, clasificación y descripción de las emociones humanas. – CincoNoticias[]
  8. La inteligencia colectiva es una forma de inteligencia que surge a partir de la colaboración de diversos individuos, generalmente de una misma especie, en relación a un tópico en particular. Actualmente es un término generalizado de la cibercultura o la sociedad del conocimiento vinculado a la toma de decisiones consensuada aplicable en bacterias, animales, seres humanos y computadoras. Desde su obra El apoyo mutuo, Kropotkin se constituye en un referente temprano al utilizar el concepto para el tipo de inteligencia que poseen pequeños animales e insectos como abejas u hormigas. L’Intelligence collective. Pour une anthropologie du cyberespace, La Découverte, Paris, 1994, Versión web en castellanoWikipedia[]
  9. La Psicología es una ciencia que trata el estudio y el análisis de la conducta y los procesos mentales de los individuos y de grupos humanos en distintas situaciones, cuyo campo de estudio abarca todos los aspectos de la experiencia humana y lo hace para fines tanto de investigación como docentes y laborales, entre otros. Existen diversas perspectivas psicológicas, cada una con sus propias teorías y metodologías, y en comparativa pueden coincidir, influirse, solaparse o incluso ser contradictorias e incompatibles; esta variedad da pie a múltiples acepciones y abordajes. Algunos enfoques —como en el humanismo— consideran que el método científico no es adecuado para investigar la conducta; otros tales como el conductismo lo emplean para comportamientos observables que pueden ser objetivamente medidos. – Wikipedia[]
  10. Un sesgo cognitivo es un efecto psicológico que produce una desviación en el procesamiento mental, lo que lleva a una distorsión, juicio inexacto, interpretación ilógica, o lo que se llama en términos generales irracionalidad, que se da sobre la base de la interpretación de la información disponible, aunque los datos no sean lógicos o no estén relacionados entre sí. Los sesgos sociales se denominan generalmente sesgos atribucionales y afectan a nuestras interacciones sociales de cada día, también están presentes en la probabilidad y toma de decisiones. Ante un estado de confusión, es importante precisar y destacar los mecanismos netamente cognitivos de los intelectivos ya que estos últimos corresponden en la intuición a sesgos preceptivos conocidos comúnmente como falacias.La existencia de sesgos cognitivos surge como necesidad evolutiva para la emisión inmediata de juicios que utiliza nuestro cerebro para asumir una posición rápida ante ciertos estímulos, problemas o situaciones, que debido a la incapacidad de procesar toda la información disponible se filtra de forma selectiva o subjetiva. Si bien nos pueden conducir a errores que pueden ser graves, en determinados contextos conducen a acciones más eficaces o permiten adoptar decisiones más rápidas cuando la inmediatez es el mayor valor (heurística). Wikipedia[]
  11. Crowdsourcing (del inglés crowd –multitud– y outsourcing –recursos externos–) se podría traducir al español como colaboración abierta distribuida o externalización abierta de tareas, y consiste en externalizar tareas que, tradicionalmente, realizaban empleados o contratistas, dejándolas a cargo de un grupo numeroso de personas o de una comunidad, a través de una convocatoria abierta. Jeff Howe, quien acuño el término en el año 2006, estableció que el concepto de «crowdsourcing» depende esencialmente del hecho de que, debido a que es una convocatoria abierta a un grupo indeterminado de personas, reúne a los más aptos para desarrollar las tareas, para responder ante problemas complejos, y para así contribuir aportando las ideas más frescas y relevantes. Por ejemplo, se invita al público a desarrollar una nueva tecnología, o a llevar a cabo una tarea de diseño (diseño basado en la comunidad’1​o diseño participativo distribuido) o a mejorar e implementar los pasos de un algoritmo (véase computación basada en humanos) o a ayudar a capturar, sistematizar, procesar y analizar grandes cantidades de datos (ciencia ciudadana): Crowdfunding (financiación colectiva), Crowdcreation (creación colectiva), Crowdvoting (votación colectiva), Crowd wisdom (sabiduría colectiva), Crowdlearning (aprendizaje colectivo). – Wikipedia[]
  12. Ignasi Alcalde Inteligencia colaborativa: mas allá de la inteligencia colectiva[]
  13. ‘Conversational Intelligence: How Great Leaders Build Trust & Get Extraordinary Results’ (2013), Judith E. Glaser. Algunos artículos en castellano:

Contrato Social

La actuación como grupo ha exigido siempre el acuerdo de sus individuos y alguna clase de estructura interna.

Los clanes de homínidos distinguían entre ancianos, niños, enfermos, cazadores/recolectores y mujeres gestantes. El liderazgo en la acción y la sabiduría de los ancianos se complementaban.

La justicia y la violencia con el consenso interno del grupo mantuvieron la cohesión interna y la supervivencia del clan en conflictos por el territorio.

La actuación como clan, tribu, nación, nos ha permitido conseguir el bien común desde que existimos. No hay en esto diferencia con otros seres sociales en la naturaleza. Ellos sin embargo cambian tan poco que aparentan ser iguales desde que existen. El ser humano sin embargo ha evolucionado gracias a nuestra capacidad para aprender y desarrollar sociedades cada vez más complejas.

En el cambio de la vida trashumante a los asentamientos existió el acuerdo entre los individuos. La especialización que trajo se produjo de forma natural, tácita, modificando la cultura y tradiciones previas.

Nadie vio en el surgimiento del estado una imposición sino una evolución lógica, una mejora en todos los ámbitos de la vida. Coincidiendo con su formación llegó la escritura que nos permite conocer la evolución del acuerdo social.

  • Platón (427-347 a. C) en La República deja constancia de la corrupción de los políticos, del descrédito de la democracia mientras estos persistan en su mal hacer.

  • La Constitución de los atenienses1 nos informa de la transcripción de los acuerdos en forma de leyes.

  • La Carta Magna, que hoy traducimos literalmente como constitución, es una carta otorgada por Juan I de Inglaterra en Runnymede, cerca de Windsor, el 15 de junio de 1215 2

  • Rousseau nos dejó una versión ilustrada en el contrato social 3.

La idea del contrato social recuerda a su homónimo al Contrato mercantil en el que se fijan también los detalles de un acuerdo que persigue un fin.

El contrato social es consecuencia lógica de la democracia. La lógica del poder del estado, sin embargo, evita su aplicación de forma que no se le encuentra en ninguna de las constituciones de los que se definen como democráticos. Su ausencia es la prueba irrefutable de la inclusión en el ejercicio del poder de los intereses personales de quienes buscan su beneficio o de lobbies de partes privilegiadas en la sociedad por su relación con el estado.

El Contrato Social, en condiciones de gobierno descentralizado y distribuido, puede ser una herramienta extremadamente útil para el gobierno de lo común. Los acuerdos adoptados, el plan de trabajo, las condiciones de ejecución que encontramos en las relaciones contractuales entre partes, es la relación mas adecuada entre quienes confían una labor y quienes la ejecutan.

Sin un aparato centralizado, con gobierno distribuido, el contrato social permite un alto grado de personalización y actualización frecuente de las condiciones para un ajuste perfecto ajuste perfecto al bien que se gobierna.

Regula las relaciones entre la comunidad que ejerce el poder y los equipos que ejecutan sus decisiones. Es una garantía social:

  • El poder ejecutivo actúa como empleado de la sociedad
  • Elimina las incertidumbres para quienes hacen el trabajo, y quienes lo encomiendan.

  • Facilita la intervención directa.

  • Regula la transparencia.

  • Incluye las condiciones para modificar el acuerdo, su cese, o cambios en el equipo que lo ejecuta.

  • Evita la corrupción y presiones de grupos ajenos al poder.

  • Alimenta la planificación distribuida con la experiencia del poder ejecutivo

 

  1. Es la primera de una serie de 158 constituciones que el filósofo griego Aristóteles (384 a. C.-Calcis, 322 a. C.) se propuso escribir con el fin de reflejar enciclopédicamente la cultura legislativa de su tiempo. En varios archivos PDF[]
  2. El documento prometía la protección de los derechos eclesiásticos, la protección de los barones ante la detención ilegal, el acceso a justicia inmediata y limitaciones de tarifas feudales a favor de la Corona. El acuerdo sería implementado por un concilio de veinticinco barones. Ninguno de los bandos cumplió con sus compromisos y la carta fue anulada por el papa Inocencio III, lo que provocó la primera guerra de los Barones. Wikipedia[]
  3. El contrato social es un libro en tres tomos que trata principalmente sobre la libertad e igualdad de los hombres bajo un Estado instituido por medio de un contrato social .- Wikipedia[]

Doble Poder

Las situaciones de doble poder se han dado en muchas ocasiones en nuestra historia, normalmente como consecuencia de situaciones de emergencia social que requerían de un cambio que, por inconsciente o por oposición de los poderosos, no se producía. En ellas se asentaron los cambios sociales que se dieron en cada lugar según las condiciones históricas dadas: acceso al conocimiento, realidad y potencialidades económicas o agentes del cambio como las clases sociales.

El doble poder ha creado siempre estructuras sociales paralelas, plurales y horizontales, (hoy usamos «transversales) en las que se asentaron los cambios sociales que se dieron en cada lugar según las condiciones históricas dadas: acceso al conocimiento, realidad y potencialidades económicas o agentes del cambio como las clases sociales. Han supuesto siempre la entrada en la escena histórica de vastos sectores sociales, antes mucho menos activos, y cambios objetivos considerables en sus sociedades que quedan marcadas por sus logros o por los daños causados por la represión para contrarrestarlos.

Han supuesto la intervención y cambios directos ejecutados por los participantes que se prepararon inconscientemente para el cambio social.

Algunas han dejado huella ideológica en nuestra memoria como los soviets de obreros soldados y campesinos de la revolución rusa de 19171 Otras mas lejanas como la resistencia de los colonos de Norteamérica frente al dominio de la corona británica, dieron a luz los cimientos de EE.UU. Las rebeliones contra el absolutismo de 1848 recorrieron las ciudades mas importantes de Europa quebrando los poderes locales del viejo régimen para establecer democracias; de ahí surgió Italia y Alemania y se inició la grave crisis que llevó a la disolución del imperio austro húngaro.

Tuvimos doble poder durante la Revolución Francesa,  en la IIª República de España, en octubre de 19342, y la Revolución social española de 19363, en la Revolución Boliviana de 19524, en la Revolución húngara de 19565, la Revolución Islandesa de 20086 y muchos otros casos…

Las explosiones sociales que provocaron el doble poder pueden volver a producirse, con los riesgos que supondrán para el ser humano y el planeta. La combinación de potencia destructiva letal y decisiones rápidas, incontroladas, como permiten hoy las redes de comunicaciones, amenazan la supervivencia.

En la era del conocimiento aprendemos mas rápido de lo que cambia la sociedad y sus instituciones. Los cambios políticos y los movimientos sociales son la consecuencia, acelerada por la regresión en los bienes comunes. El acceso al conocimiento y la globalización han creado la idea de un cambio pacífico de fondo sin los daños sociales de las revoluciones en su choque con el estado, lo que algunos llaman rEvolución, un concepto que vincula los cambios con la propia evolución humana. La aparición de una incipiente Conciencia Global permite hacer un cambio consciente que intencionalmente evite la violencia.

Hoy tenemos las habilidades, los conocimientos, la experiencia y cada vez mas herramientas tecnológicas, para organizar una estructura social alrededor de cualquier bien común, como si fuera un doble poder, con el fin del gobierno directo, si está organizado en el cuerpo de la sociedad y no por encima de esta. Para ello debemos usar las características y habilidades sociales propias del ser humano, por interés propio, para realizar nuestra parte del beneficio de 360º en los bienes comunes.

Nos lleva a crear un poder como el ser humano, distribuido, con el que superar la etapa histórica del estado, basado en la delegación, con el que nos han alienado los bienes comunes para beneficio de una parte, siempre minoritaria, de la sociedad.

  1. Un sóviet o soviet (en ruso, Сове́т ‘concejo’) es una asamblea, convocatoria, concilio o consejo obrero de trabajadores. Los primeros sóviets fueron la raíz de la Revolución rusa de 1905. Originariamente, el término hacía referencia a las asambleas de obreros, soldados y campesinos que fueron fundamentales para el triunfo de la Revolución de Octubre de 1917, así como la base para la formación de la República Socialista Federativa Soviética de Rusia, primero, y de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas, en 1922 – Wikipedia[]
  2. Revolución del 34. La Revolución de 1934 o huelga general revolucionaria en España de 1934 —también conocida como Revolución de Octubre de 1934— fue un movimiento huelguístico revolucionario que se produjo entre los días 5 y 19 de octubre de 1934 durante el bienio radical-cedista de la II República. Este movimiento estuvo alentado desde amplios sectores y por importantes dirigentes del PSOE y la UGT, como Largo Caballero o Indalecio Prieto y de forma desigual por la Confederación Nacional del Trabajo (CNT), la Federación Anarquista Ibérica (FAI) y el Partido Comunista de España (PCE). – Wikipedia[]
  3. «comúnmente conocida como Revolución española, fue un proceso revolucionario que se dio tras el golpe de Estado del 17 de julio de 1936 que desembocó en la guerra civil española. Su principal base ideológica fue el anarcosindicalismo y el comunismo libertario de la CNT-FAI, con un componente marxista revolucionario, caracterizado por el POUM y el ala «caballerista» del PSOE y UGT. Se caracterizó, entre otras cosas: por su anticlericalismo en lo religioso, su cantonalismo y horizontalismo en lo administrativo, su racionalismo en la educación y el colectivismo autogestionario en lo económico». – Wikipedia[]
  4. Popularmente conocida como la Revolución Nacional (RN), marca el ingreso de Bolivia al siglo XX. Es un periodo que comprende desde el 9 de abril de 1952 hasta el golpe de estado del 4 de noviembre de 1964, durante el cual gobernó el Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR). En estos doce años el MNR llevó a cabo un proceso de modernización que cambió el rumbo del desarrollo político, económico y social del estado de Bolivia. – Wikipedia[]
  5. «La Revolución húngara de 1956​ (en húngaro, 1956-os forradalom o 1956-os felkelés) fue un movimiento revolucionario espontáneo de alcance nacional contra el gobierno de la República Popular de Hungría y sus políticas impuestas desde la Unión Soviética, que duró desde el 23 de octubre hasta el 10 de noviembre de 1956″. – Wikipedia[]
  6. Las protestas en Islandia de 2008-2011, también referidas como la Revolución de las cacerolas (inglés: Kitchenware Revolution) debido al uso de las mismas por los manifestantes, o conocida simplemente como la Revolución islandesa, estallaron durante la grave crisis financiera en el contexto de la Gran Recesión.

    Tras unas protestas iniciales y esporádicas desde octubre de 2008, éstas se intensificaron en enero de 2009 con miles de personas protestando frente al Parlamento islandés (Alþingi) en Reikiavik y obligando al uso de fuerzas antidisturbios por primera y única vez desde el ingreso en la OTAN del país en 1949. – Wikipedia[]

Citizen Key

Citizen Key1 es una llave maestra universal que garantiza y protege nuestra identidad con una llave privada que nos permite ejercer un control único y exclusivo de nuestros datos. Cada Citizen Key se corresponde con una persona física o jurídica siendo imposible que haya mas de una por persona u organización. Cualquier persona, tenga o no documentos, tiene derecho a una Citizen Key solo por serlo.

Con la llave criptográfica que posee únicamente su titular, decidimos las condiciones de nuestra presencia en la red: Desde el anonimato total hasta el libre acceso a todos los datos pasando por diferentes escalas personalizadas según el uso concreto que se requiera en cada caso.

Guarda la información personal encriptada en un dispositivo local del titular, una tarjeta de identidad, un móvil, un disco externo portátil, un PC, una tablet…que manejamos con un Panel. El Panel de Control es una aplicación distribuida a la que se accede con Citizen Key, que ejecuta en un entorno seguro los algoritmos de encriptación mas complejos sin guardar ningún dato.

Cada Citizen Key tiene una dirección pública en Internet 100% personalizable para funciones extendidas con nuestros datos 24h/7D. Las funciones extendidas, de uso voluntario, nos permiten ejecutar sin nuestra presencia aplicaciones o servicios de nuestro interés gracias a llaves criptográficas hijas, generadas y revocables en cualquier momento por la Citizen Key original.

Las llaves criptográficas hijas contienen los permisos personalizados necesarios para que funcione cada aplicación/servicio sin poner en riesgo ni los datos ni los niveles de privacidad/anonimato o publicidad que se deseen.

Para las funciones extendidas que usan archivos (videos, audio, documentos o imágenes) o bases de datos, es necesario vincular servicios de hosting encriptados con la dirección pública de cada Citizen Key.

Se usa como Identidad Única Garantizada, tanto en la red como en la vida civil, en contratación, estudios, finanzas o fiscalidad, para la realización electrónica de nuestros derechos ciudadanos. Los datos son validados por un tercero usando documentos válidos y/o biometría. La inclusión de datos validados es progresiva desde cero y supone la Certificación de la Citizen Key.

Con Citizen Key se puede garantizar la privacidad hasta en las fuentes de emisión de documentos, Policía Nacional, Seguridad Social, Registro Civil, bancos…

Los datos que puede contener:

  1. Datos de identidad personal: Datos biométricos, nombre apellidos y fechas, nacimiento y padres, imagen, nacionalidad, domicilio, documentos asociados, cuentas bancarias, etc.
  2. Datos de Red Social: lista de contactos y grupos de relación (amistad, parentesco, vecindario, laboral, estudiantil..), autorizaciones a grupos y personas para acceso a datos y documentos.
  3. Vínculos con aplicaciones servicios, redes sociales con los permisos personalizados para datos personas grupos y archivos.
  4. Histórico de Transacciones: compras, crédito, movimientos… Se trata de una base de datos que usamos con las aplicaciones y servicios. Estos movimientos típicamente se los quedan los bancos. Requiere hosting de Base de Datos.
  5. Documentos Digitales: archivo de Documentos digitalizados, ofimáticos, video, fotografía, audio con los permisos a aplicaciones, red social y servicios (Requiere hosting de archivos).

La combinación de Big Data Ético (consentido) con Citizen Key es una garantía para el desarrollo de Inteligencia Artificial libre de falsedades y sesgos inducidos por la mala calidad de los datos.

Citizen Key fué una de las primeras herramientas desarrolladas por la Fundación Hipatia del Bien común. Todas las personas u organizaciones vinculadas a la Fundación disponen de una. Es necesaria para el uso de todas sus herramientas.

 

  1. Citizen Key, originalmente Key Ciudadana, es una idea creada y desarrollada por Jivago desde 2012 Citizen Key[]